miércoles, 11 de marzo de 2020

IZQUIERDA UNIDA DENUNCIA QUE AQUALIA SIGUE CORTANDO EL AGUA A LA POBLACIÓN INDISCRIMINADAMENTE, INCLUSO A PERSONAS MAYORES, DEJÁNDOLES VARIOS DÍAS SIN SUMINISTRO.


El lunes  comparecía nuestro compañero de Izquierda Unida, Cristian Ibañez, para denunciar, de nuevo, las malas prácticas de Aqualia para con nuestros conciudadanos y conciudadanas.

La pasada semana fuimos informados de que se les cortó el agua a un matrimonio de unos 70 años con el argumento de que debían dos recibos. Ese mismo lunes, esas personas hicieron efectivo el ingreso de ese monto dinerario a la empresa que gestiona el servicio y, aún así Aqualia siguió adelante con el corte del suministro y no se les volvió a prestar el mismo hasta el miércoles siguiente al medio día.  Además Aqualia les obligó a pagar 30€ para el supuesto reenganche del agua.

El art 44 del Reglamento Municipal de Aguas regula el procedimiento de suspensión del servicio diciendo que : "Al usuario se le notificará el corte del suministro por correo certificado con acuse   de recibo o mediante cualquier otro medio que garantice la recepción del aviso" y continua diciendo : "Por su parte, el Ayuntamiento ha de recibir una comunicación detallada de los usuarios y las causas para suspender el suministro y se considerará que queda autorizada para la suspensión del mismo si no recibe orden en contrario del Ayuntamiento en el plazo de 15 días hábiles" . Pues bien, esta familia no recibió absolutamente ningún aviso, incumpliendo así el reglamento de forma patente.

En lo que se refiere a la segunda notificación que debe llegar al Ayuntamiento nos encontramos ante dos posibilidades, que Aqualia avisara al concejal del área y éste hiciera caso omiso permitiendo así el corte, o que, ni siquiera avisara al edil correspondiente. Cualesquiera de las dos opciones nos parecen aberrantes, tanto que Aqualia se salte el reglamento por no notificar a la familia en cuestión y tampoco al Ayuntamiento o que el Equipo de Gobierno permita que Aqualia siga cortando indiscriminadamente el agua a la población.

Izquierda Unida anuncia desde este mismo momento que va a pedir que este tema se investigue en la comisión pertinente y que, con toda la documentación necesaria se sepa qué esta ocurriendo en este tipo de casos. 
Queremos recordar la moción que presentamos en 2018 sobre este tema y que recordaba que la ONU declara que el agua es un derecho indispensable para una vida humana digna. El derecho de cada uno debe ser accesible, suficiente y asequible para el uso personal y doméstico, por lo que seguimos sin entender porqué este Ayuntamiento sigue permitiendo que se corte el agua a la población por deber dos recibos y, en el hipotético y poco probable caso de que esta actuación sea viable, necesaria y justa, como defiende la empresa y el equipo de gobierno, tendremos que pensar qué hacer nosotros con Aqualia ya que, la regla general es que deba uno o dos trimestres en concepto de las tasas de basuras jugando así con el dinero de todas y todos (se paga en la misma factura y es la empresa la que tiene que reingresar ese dinero en las arcas municipales). Si Aqualia nos penaliza cortando el agua, dejándonos sin suministro varios días y haciéndonos pagar 30€ por ese reenganche, ¿Qué debe hacer entonces el Ayuntamiento con Aqualia y sus retrasos en los ingresos de la tasa de basura?.



No hay comentarios: